La Orquestra Simfònica de les Illes Balears actúa por primera vez en el Centro Penitenciario de Eivissa

El pasado sábado 14 de mayo, a las 11:00h, músicos de la Orquestra Simfònica de les Illes Balears (OSIB) hicieron por primera vez un concierto en el Centro Penitenciario de Eivissa. Un concierto que forma parte del proyecto social de la OSIB y se enmarca dentro de los objetivos del Plan de Cultura de la Conselleria de Cultura, Participación y Deportes del Govern de les Illes Balears, y que cuenta con la colaboración de la Obra Social “La Caixa”.

Muchas emociones se vivieron en el Centro Penitenciario con la interpretación de obras como La primavera de Vivaldi, Don Quijote de Telemann y el Pizzicato de la Sinfonía Simple de Britten. Una mañana muy especial que acabó con Resistiré del Dúo Dinámico y Amigo de Roberto Carlos, cantada por un coro de internos y acompañada por la Simfònica.

Además del concierto hay que destacar que, previamente al concierto, un grupo de internos realizaron un taller de música y escritura creativa y se encargaron de la presentación de las obras interpretadas por la Simfònica de Baleares.

La Fundación Orquestra Simfònica Illes Balears cuenta entre sus finalidades estar cerca de la sociedad a la que representa. Su música y sus músicos tienen que acercar la música a todos los ámbitos sociales, conscientes de que la música es una herramienta fundamental en la transformación de un territorio.

En estos momentos, desde la Orquestra Simfònica de les Illes Balears se continúan visitando las asociaciones de las Illes Balears que trabajan con colectivos distintos (sociosanitarios, en riesgo de exclusión social, etc.) con el objetivo de contar con un mapa global de las entidades de las Baleares. Estas actividades se enmarcan dentro de los objetivos propuestos del Plan de Cultura de las Illes Balears, que se va implementando con la realización de estos acontecimientos.

Es por eso que la Orquesta, con al apoyo de la Obra Social “La Caixa”, ha puesto en marcha las líneas de actuación enmarcadas dentro del programa social de la OSIB, convencidos de las posibilidades que ofrece la música en el desarrollo de la sociedad, a través de competencias sociales, comunicativas, relacionales y mediante actividades de formación artística, de educación emocional y difusión cultural.